lunes, 5 de noviembre de 2018

Gua Bao con pulled pork



Me encanta preparar cenas en casa para mis amigos, probar recetas nuevas y ver con qué les puedo sorprender. Hace ya un par de semanas se me ocurrió hacerles estos deliciosos panes bao rellenos de cerdo deshilachado que había visto en Las rectas de MJ. Son mucho más sencillos de preparar de lo que creía y el resultado es espectacular así que ahí van los ingredientes que necesitaremos:


Comenzamos marcando la pieza de carne en una olla con un chorrito de aceite bien caliente. Una vez dorada por todos lados la sacamos y añadimos los ajos, el jengibre rallado, los anises y la cucharadita de 5 especias chinas. Removemos bien e incorporamos media cebolla roja picada, 60ml de vino de arroz, una cucharada de salsa de soja, dos de salsa de ostras, una de aceite de sésamo y tres de azúcar. Removemos bien y añadimos de nuevo la pieza de carne. Cubrimos con agua y cerramos la olla exprés. Desde que suena el pitorro de la presión la dejamos a fuego medio durante dos horas.


Cuando termine de cocinarse la carne la sacamos de la olla y la dejamos enfriar para poder desmenuzarla. Colamos el caldo y lo dejamos reducir durante 30 minutos a fuego medio. Le incorporamos carne y dejamos que se siga reduciendo la salsa durante 15 minutos más.
Para preparar los pepinos marinados los cortaos en láminas finas y las colocamos en una bandeja. Le echamos una cucharada de sal en escamas y dos de azúcar, lo removemos bien y lo dejamos en la nevera unos 20 minutos.


Para preparar los panecillos echamos dos gramos y medio de levadura seca en 125ml de agua tibia. Removemos bien, añadimos 15 gramos de azúcar y lo dejamos reposar 5 minutos. En un bol grande pondremos la harina y el bicarbonato, lo mezclaremos y haremos un hueco en el centro para ir incorporando poco a poco el agua con el azúcar y la levadura. Vamos mezclando con unas varillas hasta conseguir una masa más compacta que terminaremos de amasar con las manos. Sacamos del bol y amasamos hasta conseguir una masa lisa y poco pegajosa. Haremos una bola y la dejaremos reposar en un bol tapado con un paño húmedo durante 20 minutos. 


Enharinamos la superficie de trabajo, cortamos porciones de masa de 30 gramos y les damos forma de bola. Con ayuda de un rodillo le damos forma ovalada y las doblamos por la mitad colocando un trocito de papel de hornear en medio para que no toque masa con masa y así no se nos peque al cocinar. Lo dejamos reposar en una bandeja otros 20 minutos. Para hacerlos al vapor ponemos un caldero con agua hirviendo del tamaño de nuestra vaporera de bambú. En la base ponemos papel de hornear y colocamos los panecillo con el papel en medio sin que se toque entre ellos (los haremos en varias tandas) Los tapamos y dejamos cocinar unos 5 minutos (dependiendo del tamaño del gua bao) hasta que se hinchen y queden esponjosos. 


Una vez hechos los sacamos de la vaporera, retiramos el papel del centro con cuidado y los rellenamos con el pepino macerado, la carne deshilachada, unos gajos de cebolla morada, iros cacahuetes fritos y alguna hoja verde (cilantro, perejil o lechuga) Ya tenemos unos bocados deliciosos difíciles de resistir. Repetiremos este proceso hasta terminar de preparar todos los panecillos (unos 10 o 12 más o menos)


1 comentario:

  1. Aqui esta uma coisa que nunca comi, mas só de olhar já digo que ia gostar .
    Excelente aspecto.
    Boa semana

    ResponderEliminar

Muchísimas gracias por vuestros comentarios, me hacen mucha ilusión.
Por falta de tiempo no participo en cadenas de premios pero muchas gracias por pensar en mí.