lunes, 23 de marzo de 2020

Arvejas


































Las arvejas forman parte de mis recuerdos de infancia. Era uno de esos platos en los que comías verduras y que me encantaba. Como pasa con las recetas típicas en cada casa se hacen de manera distinta, incluso mi madre a veces las hacía con verduras y otras veces las hacía como las he preparado hoy. Para hacerlas vamos a necesitar:


Comenzamos poniendo a calentar un chorrito de aceite en un caldero bajo. Incorporamos la cebolla bien picadita, cuando comience a ablandarse añadimos los dos dientes de ajo prensados y el pimiento picado. Añadimos la sal junto con el tomillo y el laurel. Cuando estén medio pochados incorporamos los tomates cortados en dados, sin las semillas, junto con la cucharadita de azúcar. 


Rehogamos hasta obtener una fritura y añadimos el vino. En cuanto se evapore el alcohol incorporamos un vasito de agua y llevamos a ebullición. Es el momento de añadir las arvejas. Dejamos que se cocine un par de minutos hasta que la salsa se reduzca. Servimos con un huevo duro por plato y a disfrutar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchísimas gracias por vuestros comentarios, me hacen mucha ilusión.
Por falta de tiempo no participo en cadenas de premios pero muchas gracias por pensar en mí.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.