lunes, 29 de abril de 2013

Tarator y nuestro viaje a Bulgaria


Llevo bastante tiempo sin entrar en el blog y por el momento creo que la cosa no va a cambiar. Hemos pasado una temporada mala, muy mala la verdad, ya os comenté en el anterior post que mi suegro había fallecido y necesitaba desconectar. Teníamos planeado un viaje a Bulgaria y Macedonia y la verdad es que nos ha venido muy bien para recargar pilas. Pero a nuestra llegada nos esperaba otra sorpresa, mi padre era ingresado de urgencia a causa del corazón. Tiene la aorta totalmente obstruida y hay que cambiar la válvula. Por lo pronto hoy le hacen un cateterismo para valorar el estado real del corazón y decidir si además de la válvula hay que poner un bypass. Con este panorama la verdad es que no me queda tiempo ni energía para dedicar al blog pero he de decir que éste me sirve para desconectar así que intentaré visitar vuestros blogs tan a menudo como sea posible. Muchas gracias por vuestro apoyo.
En esta entrada os mostraré nuestro viaje por Bulgaria y uno de sus platos más conocidos, el Tarator, una deliciosa sopa fría de yogur y pepino muy sencilla de preparar y fresquita para combatir esta ola de calor.


Comenzamos visitando la ciudad de Plovdiv, cuyo casco antiguo es uno de los más bellos de Bulgaria. Sus empedradas calles muestran casas palacios decoradas con vivos colores y aquí pudimos visitar desde ruinas tracias hasta un hermoso teatro romano, un conjunto histórico declarado Patrimonio de la Humanidad.


Nuestra siguiente parada fue el monasterio Bachkovo en las laderas de los Montes Ródope, fundado en 1083, su hermosa arquitectura y sus frescos han hecho que este monasterio, el segundo mayor de Bulgaria, sea reconocido como Patrimonio de la Humanidad. Terminamos en la fortaleza medieval de Asenova Krepost. Hacía un frío que pela y con el lamentable estado de las carreteras no nos arriesgamos a que se nos hiciera de noche por lo que nos fuimos a descansar.


El día amanecía con amenaza de nieve, una amenaza que se hizo realidad de camino a la hermosa Iglesia de Shipka construida en 1902 como recuerdo a los soldados rusos y búlgaros que murieron en la guerra de liberación. Con un importante temporal de nieve nos decidimos a cruzar los Balcanes, toda una proeza para unos canarios que no están acostumbrados a la nieve.


Para descansar y comer algo paramos en el hermoso pueblo de Tryavna, fundado en el siglo XV y dedicado sobre todo a la artesanía.


Veliko Tarnovo es una bonita ciudad situada en la ladera de una montaña con una bella arquitectura y numerosos monumentos lo que la hace una de las más hermosas del país. Un lugar para perderse es la majestuosa fortaleza de Tsarevets y cruzando el río merece la pena pasear por el barrio de Asenova en donde se encuentra la Iglesia de los Cuarenta Mártires en donde se enterraron los zares búlgaros.


Hicimos un breve visita al precioso pueblo de Arbanasi, con sus casa fortificadas y su impresionante iglesia de la Natividad. Una grata sorpresa fue el Monasterio Preovatseski ya que nos recordó a los hermosos monasterios que nos encontramos en Rumania cuyo exterior estaba tan decorado como su interior. Para finalizar el día visitamos el Monasterio de Troyan, fundado en 1600, es uno de los mayores de Bulgaria con un gran patio central rodeado de edificios con balcones de madera.


Al dia siguiente visitamos una de las mayores atracciones turísticas del país. El Monasterio de Rila, del siglo X, se encuentra en medio de una reserva boscosa, lo que le aporta mayor encanto al conjunto. Varias plantas con balcones de madera rodean el patio y la iglesia de la Natividad, con la torre de Hrelyo en un extremo.



Para terminar el viaje dejamos para el final la hermosa capital del país, Sofía. Bulgaria ha estado influenciada por numerosas culturas y evidencia de esto es el casco antiguo de la capital. Varias iglesias ortodoxas, una mezquita del siglo XVI y una sinagoga art nouveau muestran la rica diversidad religiosa de la ciudad. Las construcciones romanas, medievales y otomanas que podemos encontrar son una rica herencia de su pasado que se mezclan con las monumentales obras públicas de su periodo comunista. 


La cocina búlgara es representativa de la cocina de los Balcanes y en ella encontramos influencias de la cocina turca, la cocina griega y la árabe. Es muy variada y sabrosa y en ella están presentes numerosas ensaladas, sopas y guisos deliciosos. Muchos de los platos tradicionales se cocinan siguiendo antiguas recetas que trasmiten de generación en generación. Dos de los productos estrella en su cocina son el yogur y el llamado queso blanco (muy parecido al queso feta) Durante este viaje hemos comido auténticas delicias, sopas, ensaladas, papas preparadas de innumerables formas, guisos de carne que resucitan a un muerto, ... Tengo numerosas notas para intentar hacer platos típicos en casa (incluso me he comprado cuencos y una típica cazuela de barro con tapa para hacer guisos)  así que poco a poco os iré mostrando cosas de esta rica gastronomía.


El yogur búlgaro es conocido mundialmente por sus cualidades y su buen sabor. Para la mayoría de las personas en el mundo es un manjar mientras que para los búlgaros es parte del menú diario que siempre está presente en la mesa. Del yogur los búlgaros hacen muchos platos. Se encuentra como ingrediente en las recetas de sopas, ensaladas, postres, aderezos, etc. El yogur se puede hacer en casa siempre que se sigan ciertas reglas básicas. ¿Pero qué es lo que diferencia a Bulgaria de otros países y cuál es el secreto debido al cual este pequeño país, de la península de los Balcanes, tenga el yogurt más delicioso del mundo? El secreto reside en una pequeña bacteria conocida por diferentes nombres, pero el más común es el de Lactobacillus bulgaricus. Ella provoca la fermentación de la leche y le da este magnífico sabor.
Este yogur búlgaro es el elemento principal de esta deliciosa sopa fría, el Tarator, pero como aquí me es imposible de conseguir lo he sustituido por yogur griego así que aquí os dejo la receta que nos vendrá muy bien para los días de calor ya que el muy refrescante.


Es tan sencillo como picar el pepino en trozos pequeños y añadirle unas nueces troceadas y el ajo bien picadito. Lo ponemos todo en un cuenco y le añadimos los dos yogures con una medida de agua bien fría (si se queda muy espeso podemos añadir más agua) bien mezclados. Lo espolvoreamos con un poco de eneldo picado y le añadimos un chorrito de un buen aceite de oliva virgen extra. 



Ya tenemos un entrante perfecto para los días de calor. No me diréis que no es sencillo, un plato fácil y delicioso que nos sorprenderá. Probadlo y ya me contaréis.


Muchísimas gracias por vuestras palabras de ánimo, en estas ocasiones en las que los nervios están a flor de piel viene muy bien poder desconectar un poco así que espero seguirles viendo por aquí.


73 comentarios:

  1. Cariño te deseo que lo lleves lo mejor que puedas y se siempre positiva que te dará más fuerza para continuar. Mucha suerte para tu papi y que se mejore pronto.
    Las fotos son preciosas y el plato muy rico, besos

    ResponderEliminar
  2. Siento mucho la rachilla que tienes, pero verás como todo sale bien. Me alegro que sigas con ganas de continuar, a mí también me sirve para desconectar y se agracede. Y si nos traes un plato tan rico como éste, ni te cuento. Me recuerda mucho al Tzatziki griego, que yo utilizo para aliñar ensaladas o acompañar carnes y pescados. Como sopa tengo que probarlo para alternarlo con el gazpacho y el salmorejo. Gracias y un besazo.

    ResponderEliminar
  3. Solo puedo desearte mucho ánimo y mucha fuerza! Me alegro que a pesar de todo pudieras disfrutar del viaje, las fotos son preciosas y la receta del tarator me ha encantado, es ideal para el calor del veranito. Un besazo

    ResponderEliminar
  4. Preciosa mucho ánimo que verás que todo sale bien. Me ha encantado el viaje y conocer a través tuyo con estas fotos tan preciosas. La receta no se si me gustaría porque odio el pepino. Un besote

    ResponderEliminar
  5. Animo Deborah!!!! espero que que haya mejoría y que salgas de este bache prontito.....

    Un viaje que te habrá venido bien para desconectar de todo y unas fotos geniales.

    La receta estupenda, habrá que probarla.

    un besito!

    ResponderEliminar
  6. Mi querida Déborah, ayer precisamente me acordé de tí y del tiempo que hacía que no publicabas, sabiendod que la última entrada había sido para dar la noticia de lo de tu suegro, pensé que no estaban los ánimos muy altos.
    Hoy me alegré de tu vuelta, y bien es verdad que he disfrutado con tu receta y con vuestro viaje, precioso todo, qué cantidad de cosas bonitas hay por el mundo. De nuevo nos anuncias médicos, así que sólo te puedo mandar muchos ánimos y desearos mucha suerte, que todo vaya bien, mi niña.
    Besotes gordos, cargados de cariño. Cuidense.

    ResponderEliminar
  7. Cuanto lo siento Deborah. Animo y mucha suerte con tu padre. Te echaremos de menos. Las fotos de tu viaje de poner los dientes largos. Bss


    Virginia "sweet and sour"

    ResponderEliminar
  8. Muchos ánimos Debrorah!
    Delicioso ese plato, etube en Bulgaria hace 3 años y es maravailloso, aunque no visité tantas cositas como tu, mi viaje se centró mas en Rumania.

    te mando un beso muy gordo

    ResponderEliminar
  9. Déborah, guapa, siento lo de tu suegro y espero que lo de tu padre lo lleveis lo mejor posible. Ya nos darás alguna noticia, sí?
    El viaje se ve súper interesante y seguro que lo disfrutásteis mucho
    Un beso y un abrazo enormes

    ResponderEliminar
  10. Hola Déborah, la verdad es que me tenias mosca, porque no colgabas nada ni te veia por ningún blog comentando, con la de visitas que tu haces...y como sabía por el anterior post lo de tu suegro pense que estarias de bajçpn. Pero lo de tu padre encima, menuda racha!!! espero que todo salga bien y ánimos en estos momentos tan dificiles. Un viaje muy chulo el que habéis hecho y la receta estupenda. Mucho ánimo guapisima

    ResponderEliminar
  11. Deborah, guapísima. Como se te echaba de menos por aquí. Muchos ánimos, ya verás como todo vuelve a su cauce. Tu viaje precioso, y tu receta apuntada para cuando se vaya este frío áspero con que lleva el mes de mayo a la península... Un beso grande.

    ResponderEliminar
  12. HOLA GUAPA,
    SIENTO MUCHO LO DE TU SUEGRO Y ESPERO QUE LO DE TU PADRE SE QUEDE EN UN SUSTO Y SE RECUPERE MUY PRONTO.
    POR LO QUE VEO EN LAS FOTOS APARTE DE SER UN SITIO PRECIOSO LA COMIDA DEBE ESTAR DE VICIO.
    UN BESO Y ESPERO QUE PRONTO PONGAS BUENAS NOTICIAS EN TU BLOG.
    UN BESO DESDE VALENCIA

    ResponderEliminar
  13. Todo el ánimo del mundo Déborah, espero que haya mejoría con ese nuevo cataterismo, os deseo lo mejor. Unas fotos preciosas éstas de Bulgaria, un país que me atrae mucho. Y no conocía éste plato que tiene una pinta magnífica. Un besito.

    ResponderEliminar
  14. Me encanta la comida bulgara, tenemos una vecina que en muchas ocasiones nos ha invitado a comer a su casa y tienen unos platos realmente exquisitos, a veces hasta de lo que prepara nos trae un tapper, sera por todo lo que nos deleitamos cuando probamos sus platos.

    Lamento mucho todo lo que estas pasando, te deseo mucha fortaleza para enfrentarte a estos duros impases que nos pone la vida y espero que tu padre se recupere pronto.

    Un abrazo grande y fuerte con todo mi corazón.

    ResponderEliminar
  15. Mucho ánimo y que mejore todo en lo posible, las fotos del viaje estupendas y el tarator lo probaré. Besos.

    ResponderEliminar
  16. Debo te mando todo mi animo y ya veras que tu padre se va a recuperar y llevar una vida normal..Entre tanto darle mucho apoyo y muchos mimos..:)
    El viaje una pasada para desconectar nada mejor que un buen viaje como este..Un besazo enorme

    ResponderEliminar
  17. Que viaje más chulo, al igual que el reportaje fotográfico!!
    Siento lo de tu padre y espero que esté mejor, ya te mando un mensaje privado guapa!!
    Todo mi ánimo para los dos, espero que este viaje les haya hecho coger fuerzas!!!
    La sopa tiene que estar bien rica, pero ya sabes a donde se me han ido los ojos, ese cuenco es divino, tengo muchos de cuando fui a Túnez, me encanta este tipo de cerámica!!
    Besotes mi niña!!!

    ResponderEliminar
  18. Siento mucho todos los contratiempos, hay rachas que parece que todo se junta . Espero que tu papá se ponga mejor cielin.
    Seguro que ese viaje te ha hecho coger fuerzas y cargar pilas, siempre viene bien desconectar para luego volver a luchar con mas ahinco ;)
    La receta ideal para los dias de calorcito.
    Muchos besinos guapa y ánimo.

    ResponderEliminar
  19. Ainss que envidia sana me has metido, criatura!!. Una verdadera maravilla de viaje. Y el plato tiene un aspecto buenisimo.

    un besote

    ResponderEliminar
  20. Espero que te haya gustado el viaje a Bulgaria !!!
    Si quieres ver alguna recetas bulgaras visita mi blog
    Saludos :)

    ResponderEliminar
  21. Un viaje precioso y una receta sencilla y buenisima. Espero que tu padre mejore pronto y aguantes bien estos momentos estresantes, no dejes mucho el blog que te ayudará a desconectar-. UN abrazo muy fuerte

    ResponderEliminar
  22. Mucho animo guapisima, a ver si esa valoracion sale positiva y todo queda en un susto, pero la verdad es que pasearte por el blog y distraerte a veces te ayuda a salir un poco de la realidad. La entrada es preciosa con las fotos, una cultura duferente y muestra el yogur que nos traes..tiene pinta de estar muy bueno. Un beso y mucho mucho animo! ;)

    ResponderEliminar
  23. Ante todo, quiero desearte muchos ánimos y pensamientos positivos y que salga todo muy bien. Me ha gustado mucho este plato, me encanta el yogur griego. Y el viaje me ha parecido una pasada. Espero que lo hayais disfrutado mucho y dejado un poquito aparte los nervios. Las fotos son geniales. Un besito, guapa

    ResponderEliminar
  24. Quiero darte mucho ánimo para ti y todos los tuyos. A mi madre la operaron y le pusieron la aorta y la mitral hace más de tres años y está estupenda. Las fotos precioss y la sopa una delicia. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  25. Muchisimo ánimo, se que estos momentos son complicados....el viaje es maravilloso que envidia que me das!!!!.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  26. Cuántas fotos, vaya viaje más diver, qué suerte.
    Qué rica la nieve, los paisajes y los lugares de sueño.
    Una receta que no puedo opinar porque ya de entrada el pepino ni olerlo, pero de apariencia se ve rica.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  27. Siento mucho lo de tu suegro y que estés pasando por momentos delicados con tu padre, te mando mucho ánimo y seguro que todo va a salir bien.
    El viaje es fantástico a un lugar muy bonito, unas fotos preciosas que llenarán tus álbum de recuerdos y gracias por traernos esta rica y sencilla sopa, no la conocía y la haré porque además me parece saludable.
    Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  28. te mando mucho animo desde la distancia.
    Gracias por compartir tus vivencias en los viajes. besicos

    ResponderEliminar
  29. Mucha fuerza y gracias por enseñarnos esos viajes tan chulos. Besos

    ResponderEliminar
  30. Pues que bien te vino este viaje tan bonito!! lo malo claro que si fue la vuelta pero todo se andara y saldra sin problemas eso seguro¡¡ el plato una delicia y las fotos preciosas ojala algun dia pueda hacer yo un viaje asi...Besitos

    ResponderEliminar
  31. A veces no todo es como desearíamos que fuera y hay que aceptarlo, ya lo sabes. Me alegra que el viaje os fuera genial, es un lugar precioso.
    Cuida al papi, vale más que te dediques a eso, el blog no se va a ir a ninguna parte.
    Un besito y un abrazo muy grandes.

    ResponderEliminar
  32. Guapisima fuerza...mucha fuerza. Seguro q lo de tu padre saldrå bien.
    Un Beso y un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  33. Ostras!! Deborah, ánimo guapa!! al menos el viaje os dio un respiro y desconectasteis un poco, o eso espero.
    Espero que todo quede en un susto y vaya bien!
    Un besito, guapa

    ResponderEliminar
  34. cuanto siento que estes pasando por estos momentos tan tristes, mucho animo y espero que tu padre se reponga pronto!! menos mal que habeis tenido el viaje como balbula de escape, unas fotos preciosas, bicos

    ResponderEliminar
  35. Hola preciosa, ya decía yo que te echaba en falta, pero por supuesto lo primero es lo primero, las imagenes del viaje preciosas y te doy la razón porque te han servido para desconectar, cuando fallecio mi madre, también tenía programado un viaje y aunque sea duro decirlo, me sirvió para olvidarme un poco, de todos los meses pasados, por cierto con respecto a tu padre, el mio también lleva un marcapasos desde hace 4 años y esta genial, bueno con las achaques de los años, pero nada más, así que mucho animo y espero que salga todo genial, besitos y todo mi apoyo
    Sofía

    ResponderEliminar
  36. Vaya :( espero que tu padre se ponga mejor después de la operación. En cuanto al viaje, menuda pasada y qué rica receta nos traes hoy.

    Besos

    ResponderEliminar
  37. Animos chica, la vida suele dar esos golpes tan fatales de vez en cuando, pero hay que superalo ya que todo sigue. Precioso viaje en el que habeis desconectado por lo menos , besos

    ResponderEliminar
  38. vaya, siento muchisimo lo de tu suegro y espero que lo de tu padre salga todo bien ,por desgracia y suele pasar todo aparece junto, es pero que todo salga bien de corazon, me quedo dsifrutando de tu viaje, un beso enorme y no te preocupes del blog, lo primero es l oprimero y no tienes que disculparte con nadie!

    ResponderEliminar
  39. Siento que estés pasando momentos malos , el viaje una maravilla besos

    ResponderEliminar
  40. HOla guapa que tal como estáis, en primer lugar decirte que no sabia nada yo últimamente no entro mucho y te pierdes cositas.
    Lo siento muchisimo, tomate tu tiempo que a veces cuesta y uno no tiene ganas de nada.
    La verdad que el viaje muy bonito, las fotos y lugares precisos.
    Una receta exquisita.
    besoss guapaaaaa

    ResponderEliminar
  41. Deborah guapa, no sabía nada de todo esto. Espero que las cosas se vayan calmado y todo esté mejor.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  42. Deborah, siento muchiiiiisimo lo de tu suegro, espero que poco a poco esta herida no os duela tanto, y sobre todo espero que tu papá se recomponga rápidamente de esta operación ¿que tal ha salido?

    Te mando un millón de besos y un fuerte abrazo que espero que te llegue con el mismo calor con el que te lo envio. Mucho animo preciosa mia!!!

    Y no te preocupes por el blog, entendemos perfectamente tu ausencia, ahora más que nunca tus sentidos tienen que estar con tu papá.

    Besossssss

    ResponderEliminar
  43. Hola!!! Acabo de descubrir tu blog y me quedo por aquí viendo las cosas tan ricas que haces!

    Besos

    http://jissycocinitas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  44. Hola :), bonito viaje el que habéis realizado, me ha encantado ver tantas fotografías, que bonitas el tarator no lo conocía, Un besito

    ResponderEliminar
  45. Mucho ánimo guapa!!!!
    un besito desde Madrid
    PD: un viaje precioso!!

    ResponderEliminar
  46. Hola Déborah, me alegra que regresaras, te repito que siento mucho lo de tu suegro y ahora lo de tu padre,procura tener ánimo guapa, sé que la situación es difícil, pero ya verás que todo sale bien con tu padre, lo deseo de verdad!
    La receta, rica rica y la crónica excelente, me ha encantado!
    Un besito

    ResponderEliminar
  47. Un abrazo y que todo vaya bien. Un besote.

    ResponderEliminar
  48. Primero de todo, mucho ánimo, verás como tu padre pronto se pone bien, ahora a cuidarlo mucho.
    Un bonito viaje, viendo lugares bellos. El Tarator se ve muy refrscante.
    Besos.

    ResponderEliminar
  49. Mucho ànimo, preciosa!
    Me alegro de que el viaje os haya hecho desconectar. Por las fotos se ve lo fantástico que fue el viaje.
    Y la receta, deliciosa, la probaré!
    Un besazo y ánimo!
    Aurélie

    ResponderEliminar
  50. Muchísima bonita vibra, paciencia y ánimo, estoy segura que tu Padre mejorará. Gracias por compartir ese viaje, una belleza de lugares, y la receta es riquisima!

    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  51. Animo con esos contratiempos. Espero que tu padre mejore y salgais todos del mal momento. El viaje se ve maravilloso en las fotos, seguro os sirvio para recargar las pilas como dices

    Un beso

    ResponderEliminar
  52. Muchos ánimos preciosa, en la vida hay época que son así. Espero que todo salga bien, el viaje se ve estupendo y la sopa riquisíma, Besos!!

    ResponderEliminar
  53. Un viaje estupendo Déborah!
    Mucho ánimo, ahora parece que todo se tuerce, pero seguro que poco a poco las cosas irán saliendo bien.

    No nos dejes mucho tiempo sin tus recetas, que te echaremos de menos!

    Muchos besos guapa!!

    ResponderEliminar
  54. Mucho ánimo que de todo se sale!!!
    Y precioso viaje...

    ResponderEliminar
  55. Cuánto siento lo de tu suegro y que tu padre esté con complicaciones. A lo primero no se le puede hacer nada, sólo que pase un poco el tiempo para superarlo aunque sea duro y a lo segundo, seguro que saldrá bien de la operación y cómo nuevo, ya verás.
    Un viaje alucinante y una receta deliciosa que habréis disfrutado mucho después de los malos tiempos que habéis y tenéis todavía.

    Un abrazo guapa.

    ResponderEliminar
  56. Hola Dèborah siento muchisimo lo de tu suegro y espero que lo de tu padre se quede en un susto y se recupere pronto a veces las cosas parece que vienes todas juntas mucho animo.
    El viaje precioso y viene bien para desconectar las fotos me encantan y este plato es facil y seguro riquisimo
    !!!! un abrazo !!!!
    el toque de belen

    ResponderEliminar
  57. A veces las cosas no vienen como toca chiki..pero ya verás como tu padre mejora y pronto podréis volver a sonreír con ganas, desde luego vuestro precios viaje seguro que sirvió de mucho :)
    Adoro el tarator y tu receta se ve perfecta!!!!!
    Muchos ánimos y a seguir adelante, que pronto vendrán las buenas noticias!!!
    Cariños!

    ResponderEliminar
  58. Hola pesiosa llevo tiempo sin venir a visitarte asi que me acabo de enterar de la enfermedad de tu padre asi como del fallecimiento de tu suegro.
    Seguro que el viaje os sirvio para poder llevar mejor esos duros momentos ,las fotos son preciosas y seguro que es un pais aun mas bomito el cual espero poder visitar algun dia .
    Seguro que tu padre ya habra mejorado y en nada estara en casa y poquito a poco bolvera hacer vida normal.
    El tarator se ve divino ,yo nunca lo he comido y con tu receta no tengo disculpa para hacerlo porque mas facil no puede ser.
    Muchos animos pesiosa que el tiempo todo lo cura y de todo se sale.
    Bicos mil.


    ResponderEliminar
  59. Ante todo mucho animo!! Ya veras que la operación de tu padre irá bien. Seguro que ese pedazo de viaje os ha ido muy bien!! Estuve en Sofía hace muchos años y me encanto. Seguro que el resto del país es igual de bonito. Un beso.

    ResponderEliminar
  60. Hola mi niña, jooo, ya me preguntaba que donde estabas despues de las malas noticias que nos contaste la ultima vez :( Y ahora me he animado al verte pero a la vez me he intristecido por la noticia negativa, jolines, mi niña mucho animo y fuerza!! De verdad, ojalá mi energia te la pueda transmitir, me alegra que hayas vuelto a publicar, se te echaba de menos. Me encanta la receta y lo que explicas del viaje, la receta me ha parecido curiosa y rica, la tendré que probar. Un besito guapa

    ResponderEliminar
  61. Hola siento el mal trago de la muerte de tu suegro y lo de la enfermedad de tu padre, ahora necesitas muchos ánimos y a seguir adelante, el viaje te ayudo a relajarte por lo de tu suegro y seguro que te dio mas ánimos para enfrentarte a lo de tu padre.gracias por la receta............y pronto nos contaras buenas noticias................un bico

    ResponderEliminar
  62. Un viaje precioso, te mandamos mucha energía positiva para estos duros momentos, mucho ánimo!!

    un abrazo

    ResponderEliminar
  63. Hola Déborah, precioso viaje, y mucho ánimo guapísima. Besos.

    ResponderEliminar
  64. Siento leer Déborah que tu padre está ingresado , cuando vienen las malas rachas parece que no dan salido hija ..animo . El viaje es una locura preciosidad de fotos ...y las gastronómicas una gozada , esa sopa la tengo en un libro de cocina Internacional ahora si que la voy a hacer ... se ve fantastica .. besos

    ResponderEliminar
  65. Qué fotos más bonitas del viaje, espero que pronto te sientas más animada, siento lo de tu suegro y deseo que tu padre se recupere lo antes posible.Un beso

    ResponderEliminar
  66. Una entrada muy completa, podemos hacer turismo a través de tus fotos.

    ResponderEliminar
  67. Suerte y ánimo con esos problemas de salud familiares...
    Un viaje fabuloso, a eso se llama disfrutar!!! Vaya reportaje fotográfico más completo nos regalas...

    ResponderEliminar
  68. Lindas fotos...Comidas deliciosas!beijão

    ResponderEliminar
  69. Hola Bea, estupendo viaje, ya veo que lo has pasado de lujo. Por cierto me llevo un muffin.
    bs

    ResponderEliminar
  70. Ay nena, ¡qué rabia!, fíjate que yo ultimamente ando algo perdida pero te echaba en falta, no sabía nada, espero que tu papi se mejore y todo se quede en un susto.... Poco a poco, el blog a fin de cuentas es diversión, lo realmente importante es tu familia, cuidaros mucho...
    Un besazo

    ResponderEliminar
  71. Que envidia me das con lo que a mi me gusta viajar. ¿La receta te la dieron allí?

    ResponderEliminar
  72. Mmmmm....solo de pensar en la carne guisada en cazuela de barro, se nos hace la boca agua... que bien se come en el interior de Bulgaria!

    ResponderEliminar

Muchísimas gracias por vuestros comentarios, me hacen mucha ilusión.
Por falta de tiempo no participo en cadenas de premios pero muchas gracias por pensar en mí.